Bizkaia:

Entra en tu cuenta

Nombre de usuario *
Contraseña *
Recuérdame

Crear una cuenta

Todos los campos con un asterisco(*) son obligatorios.
Nombre *
Nombre de usuario *
Contraseña *
Repetir contraseña *
Email *
Repetir email *
Captcha *
Recargar Captcha
Viernes, 22 Noviembre 2019


09:00 - 12:00
¡Mas MUSICA!

Eduardo Velasco

Las cofradías vascas se reúnen este lunes con el Gobierno Vasco para buscar una estrategia conjunta en cuanto a la cuota del verdel. Los pescadores vascos defenderán sus cuotas, es decir, su reparto actual ya que se muestran contrarios a modificarlo, frente a los gallegos y asturianos que piden mayores cuotas.

La flota vasca podrá pescar más verdel este año
Agotada la cuota de 2019, El Ministerio de Agricultura y Pesca distribuirá 2,3 millones de kilos de cuota de verdel (caballa) a las flotas del caladero Cantábrico y Noroeste.

El Gobierno vasco ha acogido con "moderada satisfacción" el reparto de cuotas pesqueras acordado por el Consejo de Ministros de la Unión Europea en lo relativo a Euskadi ya que aunque le "preocupa" la reducción de un 20% en la cuota del verdel, en otras como la anchoa o la merluza del Cantábrico se mantiene y en algunas se producen aumentos.

El próximo domingo está marcado en el calendario de los bermeanos ya que se cumplen 106 años desde que una galerna se cobrara la vida de 143 arrantzales.

Las cofradías de pescadores del Cantábrico han adoptado una serie de medidas para gestionar correctamente lo que queda de campaña de anchoa. Así, a partir del lunes los buques que faenan mediante el empleo de artes de cerco con base en Gipuzkoa, Bizkaia, Cantabria, Asturias y Galicia no podrán pescar al este del Cabo Matxitxako al objeto de evitar las capturas de anchoa joven. Asimismo, las cofradías han reducido a cuatro las jornadas en las que se podrá comercializar anchoa en los puertos del Cantábrico, eliminando las ventas que se realizaban en la jornada del viernes.

Otra de las medidas adoptadas por las cofradías afecta al tope diario de capturas establecido para cada embarcación. Así, los barcos grandes verán reducidas sus posibilidades de pesca diarias en 2.000 kilos, pasando de los 10.000 kg vigentes desde el inicio de campaña a los 8.000 kilos establecidos ahora por las cofradías. Asimismo, los buques de menor tonelaje podrán capturar un máximo de 6.000 kilos diarios frente a los 8.000 vigentes hasta la fecha.

Estas medidas han sido acordadas por mayoría en la flota del Cantábrico a propuesta de las cofradías de Bizkaia, Gipuzkoa y Cantabria y podrán ser modificadas en función del desarrollo de la pesquería durante las próximas jornadas.